30/6/09

Qigong para armonizar el Bazo

video

Según la Medicina Tradicional China el Bazo es el órgano encargado de extraer las sustancias nutritivas de los alimentos y las bebidas para después trasportarlas por todo el cuerpo con el fin de nutrir los tejidos. El Bazo da soporte al Estómago (que recibe y predigiere los alimentos) y ayuda al Intestino Delgado para que ambas entrañas extraigan la esencia de los alimentos y expulsen lo inútil. El Bazo también dirige los Principios Inmediatos (Qi de los alimentos) al Pulmón, donde se une con el Qi Puro que éste extrae del aire con lo cual se forma el Zong Qi, que colabora en transformar la esencia de los alimentos en Qi y en Sangre.

Un Bazo saludable garantiza un buen apetito, una buena digestión, energía y tono muscular. Un Bazo deficiente manifiesta mala digestión, fatiga y diarrea. El Bazo también es el responsable de poder disfrutar de claridad de pensamiento, bienestar y una buena memoria, gracias a su función de elevar la energía limpia a la cabeza. La disfunción del Bazo nos ocasionará confusión y posibles trastornos mentales.

La reflexión excesiva (obsesión , preocupación) es la emoción que más afecta al Bazo y puede provocar un bloqueo del Qi de este Órgano apareciendo síntomas de cansancio, sensación de hinchazón de estómago y anorexia. Suele ser un mal frecuente entre los trabajadores intelectuales que puede llegar a ocasionarles sobrepeso, hipercolesterolemia, y aterosclerosis. Una patología prolongada también podría afectarles el pulmón apareciendo síntomas de ansiedad.

Uno de los principales enemigos del Bazo es el factor patológico que en Medicina Tradicional China se conoce con el nombre de Humedad. Si el Bazo resultase dañado debido a la invasión de Humedad externa correríamos el riesgo de padecer una acumulación de flema que podría ocasionarnos vértigo o hipertensión arterial.

Las funciones fisiológicas del Bazo son las siguientes: El Yang y el Qi del Bazo calientan, trasportan y trasforman las sustancias esenciales de bebidas y alimentos, ayudando al estómago a descomponer los alimentos, el Qi del Bazo se encarga de enviar la sustancia esencial y controlar la sangre. El Yang y el Qi del Bazo también calientan y nutren los músculos y las cuatro extremidades.

Para la buena salud de nuestro organismo es muy importante que el Bazo funcione correctamente. En el vídeo de Josep Muñoz que os ofrece Odisea Chi podréis aprender tres ejercicios de Qi Gong destinados a optimizar este órgano tan importante. El primer ejercicio se llama “Remover las nubes” y está destinado a dispersar los posibles bloqueos energéticos del Bazo, ayudándonos a tranquilizar y centrar nuestro pensamiento. El segundo ejercicio “ Separar el Cielo y la Tierra” nos ayudara a armonizar la función ascendente y descendente del Bazo, estimulando la digestión y la circulación energética a través de los órganos internos. El tercer ejercicio se conoce con el nombre de “Hacer girar el globo” y nos ayudará a poder dispersar el Qi estancado en el tronco y la cabeza, aliviándonos de posibles congestiones y preocupaciones. Este último ejercicio también nos ayudará a fortalecer nuestro centro energetico por excelencia: el Dan Tian Inferior.

Para saber más:

Qigong para regular órganos y emociones

Ediciones TAO

Josep Muñoz Costas

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...